Trastornos de la Conducta Alimentaria. Cómo prevenirlos y tratarlos:

El 30 de noviembre se celebra el día Internacional de la lucha contra los trastornos de la conducta alimentaria (TCA) que se identifica bajo el símbolo de un lazo azul. Esta propuesta pretende visibilizar la importancia de la prevención y detección precoz de este tipo de alteraciones alimentarias.

La ley 26.396 de trastornos alimentarios declara de interés nacional la prevención y control de trastornos alimentarios. En la misma se incluyen pautas destinadas investigación de sus agentes causales, el diagnóstico y tratamiento de las enfermedades vinculadas, asistencia integral y rehabilitación, incluyendo la de sus patologías derivadas, y las medidas tendientes a evitar su propagación.

Se consideran Desórdenes o Trastornos de la Conducta Alimentarios (TCA) a las alteraciones de origen multifactorial en el comportamiento de la ingesta, la observancia del cuerpo y el control de peso que impacten significativamente en la salud física y el funcionamiento psicológico y social y siempre que los mismos no se correspondan con procesos orgánicos tales como tumores o alteraciones endócrinas.

En el DSM V se denominan “Trastornos alimentarios y de la ingestión de alimentos”, y engloban los siguientes: pica, rumiación, trastorno de evitación/restricción de la ingestión de alimentos, anorexia nerviosa, bulimia nerviosa, trastorno de atracones, otro trastorno alimentario de la ingestión de alimentos especificado, otro trastorno alimentario o de la ingestión de alimentos no especificado.

SIGNOS DE ALARMA

  • Restricción de la ingesta energética en relación con las necesidades.
  • Peso inferior al mínimo normal.
  • Miedo intenso a ganar peso o a engordar.
  • Alteración en la forma en que uno mismo percibe su propio peso o constitución.
  • Atracones alimentarios seguidos de conductas purgativas (ejercicio intenso, vómitos, etc).
  • Dietas restrictivas.
  • Alteración de horarios en el consumo de alimentos.
  • Exclusión de grupos alimentarios de la dieta habitual.
  • Realización excesiva de ejercicio.
  • Búsqueda de perfección.
  • Evitar compartir las comidas en familia.
  • Mostrar recurrentemente malestar estomacal o saciedad al momento de las comidas.

FACTORES DE RIESGO

  • Autostima baja
  • Insatisfacción corporal
  • Problemas afectivos/emocionales
  • Disfunción familiar
  • Cultura de la delgadez

 FACTORES PROTECTORES

  • Alta autoestima
  • Proyecto de vida
  • Familia con buena comunicación y apoyo
  • Permanencia escolar
  • Sentido de vida
  • Resiliencia alta
  • Actividades sociales, intelectuales y culturales compartidas en familia y comunidad

PILARES DEL TRATAMIENTO

  • Médico
  • Psiquiatra
  • Nutricionista
  • Psicólogo
  • Educación física
  • Familia
  • Comunidad

¿CÓMO PREVENIR LOS TCA?

  1. Dieta completa, equilibrada, adecuada y saludable.
  2. Compartir al menos 1 o 2 de las comidas del día en familia.
  3. Incluir alimentos de todos los grupos en la alimentación diaria.
  4. Realizar actividad física.
  5. Brindar contención emocional a nuestros hijos.
  6. Sensibilizar y concientizar sobre estereotipos culturales.
  7. Recurrir a un profesional en caso de detectar señales de alarma.
  8. Establecer una buena comunicación dentro de la familia.
  9. Trabajar en la construcción del autoestima.

¿DÓNDE PUEDO RECIBIR AYUDA?

Dirección de Salud Municipal – Municipio San Juan (Caseros Sur 298)

Hospital Dr, Guillermo Rawson – Hospital de Día de Trastornos de la Conducta Alimentaria

  • Servicio de Psiquiatría Hospital Dr. Guillermo Rawson
  • Contacto: 0264 422-4022
  • Av. Guillermo Rawson Sur 494

ALDA – Asociación de Lucha Contra Desórdenes Alimentarios

  • Dirección: 25 de mayo 70 oeste
  • Contacto: 0264 422-5325

Asociación Cívil Trastornos de la Conducta Alimentaria

  • Directora: Olga Rosales
  • Contacto: 264 6318141

Asociación Sanjuanina de Nutrición (Rivadavia 816 oeste)

  • Contacto: 264455-7387